3ª trotabuhos (23/03/2013)

Cuando vas a una quedada organizada por Santi, lo primero que tienes que hacer es coger con pinzas los datos de lo que vas a hacer. Lo que ayer iban a ser 15 Km. y 600 metros de desnivel acumulado, se convirtieron en 17 y 1200.

Lo mejor de estas quedadas no solo es el correr en sí, el viaje de ida vas comentando jugadas con los compañeros y el post, pues imagínate, cenando con la gente que has estado corriendo y compartiendo tertulia con gente como Salva Calvo o Pablo villa.

A diferencia de Alto Sil, ayer disfruté todo el rato. Empezamos a un buen ritmo y dos finishers de la tor de geants tiraban a un buen ritmo. Jose Manuel y yo detrás de ellos y aunque nos quedábamos rezagados los teníamos al lado. Pasados los 3 o 4 primeros kilómetros ya veo que algo no cuadra ya que al llegar al refugio y mirar el desnivel positivo ya casi hemos llegado a los 300 metros positivos que nos habían dicho.

Empezamos una buena bajada donde se disfruta un montón corriendo de noche.

Pisteamos un buen rato para afrontar la segunda subida al refugio y cuando pienso que José Manuel está acelerando mucho, el que me adelanta es Salva Calvo. Por supuesto no puedo seguirle, y por segunda vez en la noche, por unos metros tengo que echar el pie a tierra y subir un poco andando.

Sin darnos cuenta, estamos en el 12 y contento porque solo nos quedan 3, empiezo a bajar. Delante van salva y Carlos (el del tor de geants) pero bajan a otro nivel. Qué locura!!! pero no solo ellos bajan rápido, por detrás viene un Pablo Villa volando. A ver si las scott van a ser tan buenas, o lo será él.

Comienzan unos toboganes y no solo no se me van los 3 de delante sino que les alcanzo y voy más feliz que una perdiz compartiendo los últimos kilómetros con estos 3 monstruos del correr por el monte. En este tramo escucho  una frase muy interesante: “prefiero perder un amigo que una tripa”. Que de días, sobre todo cuando hace frio, no me importaría perder amigos y no las tripas, como suele ser el caso.

Y ya, sin darnos cuentas, y disfrutando como un enano, llegamos a Castrocontrigo después de 17 km y 1:40 minutos de disfrute corriendo por la noche

Para acabar, cena de todos los que habíamos estado en la quedada y regreso para León. Todo hay que decirlo, la vuelta se hizo más dura que la ida.

Os recomiendo que si os gusta correr por la noche, o si no lo habéis hecho nunca, no os lo perdáis el año que viene, ya que pocos días se tiene la posibilidad de correr por un circuito tan chulo y tan bien marcado.

Aquí tenéis los datos que me han salido a mí

http://www.movescount.com/moves/move11910670

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s